lunes, 5 de marzo de 2012

Nader y Simin, una separación (2011)

No hay comentarios:
 
Reconozco que no soy fan del cine asiático, y bastante menos del árabe. De hecho esta es la primera película iraní que veo, animado exclusivamente por la cantidad de premios que ha ido cosechando desde su estreno. Y ahora que ya puedo opinar, tengo que decir que es una maravilla.

"Nader y Simin, una separación" cuenta la vida de un matrimonio que decide separarse. Ella quiere irse a vivir al extranjero, pero él se niega a abandonar a su padre, enfermo de alzheimer. Además tienen una hija en común de once años, y una serie de enfrentamientos con otros personajes secundarios complicarán aun más la situación de la pareja.

Entre las muchas virtudes de la película, creo que la más importante es el guión. Una historia humana, real, con varios giros argumentales que aumentan la intensidad de la trama y su carga emotiva. Después destacan los actores. Magníficos todos. Sobre todo la pareja protagonista, pero con unos secundarios que no dejarán a nadie indiferente. Imposible parecer más auténticos. Y por último, me ha impresionado mucho la pericia del director para tratar temas tan delicados como la familia, la enfermedad, las relaciones interpersonales, la religión, y sobre todo la convivencia y la forma de entender la vida en una sociedad tan anquilosada en el pasado y en las tradiciones como la iraní.

Me puse la peli por la noche bastante tarde, con la idea de ver un trocito, dormir, y ver el resto al día siguiente. Pero la historia de Nader y Simin es tan absorbente que no pude evitar verla hasta el final. La trama va cobrando cada vez más interés desde el minuto uno. Consigue eso tan difícil de hacerte sentir identificado con los protagonistas; sufrir con ellos la impotencia y desesperación ante unos acontecimientos cada vez más turbios.

Como aspectos negativos quiero mencionar dos: el primero es que me hubiese gustado que la relación entre los dos protagonistas, su separación, estuviera más desarrollada. Y es que la separación de la pareja es solo el trasfondo de otras situaciones. Y por último el final. No es que no me guste, sino que pasadas dos horas estás tan metido en la historia que deseas saber más, y se te queda una pequeña sensación de vacío cuando aparecen los títulos de crédito. Aunque esto no termino de decidir si es bueno o malo.

"Nader y Simin, una separación", una película que no se olvidará fácilmente. Sincera, comprometida, dura y bonita. Un canto al buen cine. Merecidamente premiada y altamente recomendable.

PUNTUACIÓN: 8

ToLo



No hay comentarios:

Publicar un comentario

 
© 2012. Design by Main-Blogger - Blogger Template and Blogging Stuff